The Young Offenders: Los dos garrulos más adorables de Cork

En estos tiempos en que conseguir reírse con ganas con una comedía británica es una tarea mas complicada que hacer el camino de Santiago a gatas, la aparición de la miniserie ‘The Young Offenders’ ha sido una de las mejores noticias que hemos tenido con las grandes historias irreverentes y desmadradas de este par de adolescentes descerebrados de Cork, al sur de Irlanda.

No deja de ser curioso que las mejores propuestas británicas en clave de comedia pura y dura en 2018  sean dos series ambientadas en ciudades irlandesas  y protagonizadas por adolescentes, las inolvidables chicas de ‘Derry Girls’ y este par de garrulos que nacieron en una película del año 2016 que tuvo tanto éxito, que no dudaron en seguirla como miniserie, como os voy a analizar a continuación.

Ficha: The Young Offenders 6 ep 30 min . Feb 2018– . Idioma: Ingles subs español. Cadena: RTE( IRL), BBC3(UK)

La trama :

Jock O’Keeffe y Conor McSweeney son dos jovenes quinceañeros que viven en la ciudad de Cork al sur de Irlanda que se visten, se peinan y se comportan exactamente igual. Ambos se mueven en la difusa linea entre la gamberrada y la delincuencia, que traspasan cada vez más cuando roban bicicletas para ir de un lado a otro para dejarlas abandonadas una vez realizado su servicio.

Dicho comportamiento preocupa especialmente a la madre de Conor, una viuda que trabaja como pescatera en el mercado central de Cork y que detesta la influencia que Jock tiene en su hijo, llevándole por el  mal camino.

‘The Young Offenders’ se recrea en mostrarnos desde una perspectiva cómica las aventuras de este par de adorables delincuentes de poca monta, que no paran en meterse en líos de los que salen como pueden, pero nunca con la solución más evidente o sencilla.

‘The Young Offenders’ nació como una película estrenada en 2016, producida, escrita y dirigida por Peter Foott, inspirada por una incautación de un barco repleto de cocaína en las costas de Cork, con la leyenda de un fardo perdido cuya búsqueda  por parte de estas dos joyas centraba la trama de la película, de la que podéis ver el trailer a continuación.

Protagonizada por actores debutantes y desconocidos de la ciudad de Cork, la película fue inesperadamente la  más taquillera de ese año en Irlanda y recibió un encargo casi inmediato para seguir con esos dos personajes como miniserie televisiva volviendo a reunir a todo el equipo delante y detrás de las cámaras, con el apoyo de la BBC como coproductora del proyecto.

Una de las cosas que más llama la atención es el fortísimo acento irlandés de Cork que tienen Jock y Conor, agravado por el hecho de hablar en la jerga local, lo que en alguna ocasión os va a a hacer replantearos a ir a pedir el reembolso de los cursos de ingles que habéis realizado.

‘The Young Offenders’ está estructurada como una serie costumbrista donde los dos chavales se mueven en su entorno escolar, personal y familiar con una inconsciencia en todos sus actos que les hace incluso entrañables, al ser incapaces de calibrar las consecuencias de sus acciones.

Cada episodio se estructura en torno a alguna correría de los dos amigos donde se ayudan mutuamente para sobrepasar sus propias limitaciones como en el caso del siguiente vídeo donde Jock le da unos hilarantes consejos para ligarse a las chicas a su colega Conor, un auténtico pardillo en ese campo, en especial cuando su objetivo es una de las hijas del director de la escuela, cuya hermana ya se beneficia Jock.

Otras veces montan una aventura a partir de algún pequeño delito, como en el mejor episodio de la serie en el que montan un plan criminal para robar un atún rojo de gran valor del mercado de Cork, que va degenerando hasta lo insospechado, en una escalada de risas y carcajadas que hace tiempo que no tenía en televisión.

Otro ejemplo de este esquema lo tenemos en el siguiente vídeo, que recoge una de sus actividades habituales, robar bicicletas para desplazarse, con la persecución de un ‘garda’ irlandés que los tiene más que fichados.

‘The Young Offenders’ tiene un tipo de humor bastante surrealista, capaz de sorprendernos en cualquier momento con un gag sorprendente e inesperado que nos va a provocar una enorme carcajada como me ha sucedido por lo menos una vez en cada episodio, jugando mucho con la continuidad de tramas y personajes que van avanzando en la serie.

El éxito ha sido posible gracias al descubrimiento de dos debutantes como Alex Murphy ( Jock,izq) y Chris Walley ( Conor, der) que están perfectos como estos exponentes de esos chavales marginales en los estudios que están a punto de caer en la delincuencia, pero de una manera de lo más divertida y amable sin cargar las tintas dramáticas.

Completando el trío protagonista, tenemos a la actriz Hilary Rose, como la madre del atribulado Conor, que al ser la mujer del creador y director Peter Foott, hace que todo quede en casa como mentora de ese par de tarados.

Creo que os he dejado bastante claro, lo que he disfrutado con ‘The Young Offenders’ esta comedia irlandesa surgida de la nada, pero que atesora mucho más talento y frescura que la inmensa mayoría de  propuestas que se han estrenado estos años provenientes de las Islas Británicas, por lo que si queréis reíros de lo lindo con este tipo de humor, pasad un rato con Jock y Conor, no os vais a arrepentir.

Para cualquier comentario no dudéis en contactarme aquí o a través de mi cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino

Lorenzo Mejino
Follow me

Lorenzo Mejino

Autor del blog "Series para gourmets" del Diario Vasco, donde descubrimos series de todos los rincones del planeta, por recónditos que sean. Ingeniero de Caminos. Locutor olímpico.
Lorenzo Mejino
Follow me

1 comentario

  1. Apuntada. La cultura inglesa e irlandesa y el rollo chav siempre me han gustado.

    Post a Reply

Escribir respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.