Quacks: Los matasanos vanguardistas de la época victoriana

Las series de época británicas no dejan de hurgar en ningún aspecto histórico, ya sea en tono dramático o como en el caso de “ Quacks “, en tono paródico sobre un grupo de intrépidos médicos y doctores en el año 1840, que mataban más gente en el quirófano que la que salvaban, mediante el método de ensayo y error con los pacientes como cobayas para hacer avanzar la ciencia.

Con unos objetivos ambiciosos a medio camino entre “The Knick” y “La Vibora Negra” basados en un gran reparto, “ Quacks “ ha acabado siendo una serie irregular que alterna grandes momentos con otros fallidos,con el resultado final de una cierta irregularidad que requeriría bastante cirugía en la propia serie en caso de ser renovada.

Ficha: Quacks 6 ep 30 min . Ago-Sep 2017 . Idioma: Ingles subs español. Cadena: BBC2( UK)

La trama :

Las historias de un cirujano, un psiquiatra y un dentista/anestesista en la época victoriana, cuando la medicina era más parecida a la época griega y romana que a la actualidad, explicadas en un tono de sátira social con la aparición de personajes reales de la época como Florence Nightingale o Charles Dickens

El protagonista principal es Robert ( Rory Kinnear, izq) , el cirujano estrella de una época donde se valoraba más la rapidez en amputar un miembro que en salvar la vida del paciente. Robert ejerce su trabajo en un anfiteatro donde el público paga por verle hacer sus cirugías, haciendo que el termino “teatro de operaciones” adquiera su verdadero sentido original.

Vanidoso y engreído como si fuera una “celebrity” de la época, apenas soporta a nadie que no sea su mejor amigo William ( Matthew Baynton, der) un psiquiatra pre-freudiano que tiene la idea revolucionaría de tratar a los enfermos mentales con cariño y comprensión en lugar de encadenarles y darles electroshocks.

Su mujer Caroline (Lydia Leonard) le detesta cordialmente por ningunearla en todo momento y cercenar sus aspiraciones de estudiar medicina con continuos desplantes y humillaciones solo por el hecho de ser mujer.

La tercera pieza del triangulo médico es para John (Tom Basden, centro) un anestesiólogo de primera generación que insiste en probar todas las drogas personalmente para comprobar las reacciones en su propio cuerpo, en una época en que las operaciones se hacían a palo seco, con el paciente despierto o levemente sedado con éter.

El cuadro lo completa el Dr Hendricks ( Rupert Everett, el mejor de toda la serie) como el director de la escuela médica, paranoico y antisemita hasta la médula.

En el trailer podéis ver el tono de sátira médica de la serie

Creada por James Wood, autor de una de las comedías más populares de los últimos tiempos en Gran Bretaña “Rev”, “ Quacks “ tiene un planteamiento original con muchas posibilidades, pero un desarrollo vago y perezoso con situaciones bastantes previsibles que los trajes de época intentan infructuosamente en hacer pasar por novedosas.

Los mejores momentos son las escenas que transcurren en el quirófano, donde el contraste entre la comedia continua de los doctores y el drama del propio paciente funciona bastante bien como una muestra de la cirugía antediluviana del siglo XIX, con unas condiciones asépticas bastante deplorables como podéis comprobar en la foto inferior

En cambio cuando se alejan del teatro de operaciones, la serie pierde bastante interés, excepto en los esfuerzos de la mujer por luchar contra el machismo imperante, pero en cambio se hundía irremediablemente con el personaje del pobre psiquiatra que no engancha en ningún momento, doblemente doloroso por mi gran predilección por el actor que lo interpreta Matthew Baynton ( The Wrong Mans, Yonderland).

Un recurso sencillo para rellenar episodios era hacerlos interactuar con personajes populares de la época como Charles Dickens, para poder realizar algunos equívocos, fáciles de entender para los espectadores con esas referencias, como podéis ver en el siguiente vídeo, con el conocido Andrew Scott ( Sherlock) haciendo del conocido escritor.

“ Quacks ” me ha decepcionado, porque me esperaba algo más redondo viendo al creador y los actores implicados y aunque me he reído en algún momento, han sido bastante menos que lo habitual en sus comedias previas, al prevalecer más la ambientación que los propios diálogos o gags hechos con el piloto automático.

“ Quacks ” no es una serie mala, pero con estas personas implicadas, la exigencia debe ser superior ya que me tenían muy mal acostumbrado, pero eso no os impide que os pueda gustar más que lo que ha sucedido en mi caso.

Para cualquier comentario no dudéis en contactarme aquí o a través de mi cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino

Lorenzo Mejino
Follow me

Lorenzo Mejino

Autor del blog "Series para gourmets" del Diario Vasco, donde descubrimos series de todos los rincones del planeta, por recónditos que sean. Ingeniero de Caminos. Locutor olímpico.
Lorenzo Mejino
Follow me

Trackbacks/Pingbacks

  1. La Premier League de las nuevas series británicas de 2017 - | Revista Tviso - […] Más información […]

Escribir respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.