“Knight of Cups”: poesía ‘made in Malick’

El peculiar cineasta Terrence Malick, con una filmografía más bien reducida, fruto entre otras cosas de su desaparición durante 20 años tras su segunda película, Days of Heaven, sorprendió tras el estreno de la sensacional e inigualable The Tree of Life hace un par de años, anunciando sus 4 próximos proyectos nuevos inminentes.

Uno de ellos lo ha presentado en la Berlinale 2015: Knight of Cups, protagonizado por Christian Bale, y con las apariciones de Natalie PortmanCate Blanchett Antonio Banderas, entre otros.

knight of cups poster

El director estadounidense trata en la mayoría de sus films temas de gran complejidad y profundidad, repletos de simbolismos, en ocasiones de difícil comprensión para el espectador. Los tres pilares sobre los cuales versan principalmente los temas de sus películas son: la vida, el amor y la muerte. Su obra se centra además normalmente en la descripción de la belleza de la naturaleza, en oposición a la ambición y crueldad del ser humano. Otro elemento presente en sus obras es la influencia del filósofo Heidegger, del cual preparó en su época estudiantil una tesis que no llegó a ver la luz.

Knight of Cups contiene dichos pilares antemencionados, y se centra precisamente en la búsqueda del amor verdadero. Christian Bale se mete en la piel de Rick, un hombre adicto al éxito, pero a su vez desesperanzado por el vacío que le rodea, esclavo del sistema de Hollywood; aunque él mismo se aburre fácilmente y necesita estímulos externos.christian bale knight of cups“Había una vez un joven príncipe cuyo padre, el rey de Oriente, lo envía a Egipto para encontrar una perla. Pero cuando knight of cups tarotllega, el pueblo le sirve una taza. Al beberla, se olvida de que era el hijo de un rey, se olvida de la perla y cae en un profundo sueño.”  El monólogo interior del protagonista en voz en off es el encargado de acompañarnos junto a las maravillosas imágenes constantes.

Rick busca vivir un gran amor, intenso y verdadero, que le provoque aquellos sentimientos que solo el amor sincero puede llegar a despertar. Dicha búsqueda involucra a distintas mujeres, que representan distintos principios de la vida, tales como la realidad, la belleza o la sensualidad.

El título de la película viene dado precisamente por la carta del Tarot, knight of cups (caballero de copas). El significado de la carta es el siguiente: “El caballo de copas representa la promesa sutil de un amor mejor.

En las lecturas puede interpretarse para una mujer como la llegada de un amante más joven como pareja, mientras que para un hombre indica que debe tomar algún tiempo para trabajar sobre los sentimientos amorosos y sobre la capacidad de recibir y aceptar amor.”

A través de distintos episodios, Malick nos conduce de forma misteriosa y llena de metáforas, en dicha búsqueda del amor por parte de Rick, y sus vivencias con mujeres muy distintas. Se trata de una meditación cinematográfica sobre el amor, la pérdida, la soledad y la identidad.

knight of cups natalie portman

La película destaca, como es costumbre en el director estadounidense, por su brillantez visual, repleta de imágenes gran belleza. Su visualización es una gran experiencia cinematográfica en cualquier caso, a ratos pura poesía audiovisual. Mención especial merece el director de fotografía que influye a lograr dicho resultado, al igual que en sus anteriores 3 films: Emmanuel Lubezki.

Para ir terminando, decir que la película no alcanza el nivel de The Tree of Life, pero tiene sus similitudes en cuanto a intenciones y forma. Y si bien es cierto que en algún momento puede resultar algo ininteligible, es también cierto que no aburre en ningún momento.

En definitiva, considero que su visionado en el cine es una experiencia que merece la pena, como gran parte de la filmografía de este curioso director, que no concede nunca entrevistas, que apenas se deja fotografiar en público, y que fue incluso a recoger su Palma de Oro en Cannes de la forma más desapercibida que le fue posible. Un rara avis. 

Rubén Seca

Rubén Seca

Graduado en Derecho en la Universidad de Barcelona. Master de Abogacía. Estudiante de Dirección de Cine en el ECIB.

“El cine es una enfermedad; cuando infecta tu riego sanguíneo, toma el liderazgo como la hormona más potente.”
-Frank Capra
Rubén Seca
It's only fair to share...Share on Facebook23Tweet about this on TwitterShare on Google+0Print this pageEmail this to someone

Escribir respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.