Good Omens : los buenos presagios no siempre se cumplen

Estos últimos años habrás notado un importante aumento de series como ‘Good Omens’ relacionadas con el fin del mundo y el apocalipsis, con un gran énfasis en los días previos a ese fatal acontecimiento y los esfuerzos para evitarlo o simplemente asumirlo, con ejemplos como ‘Tu, Yo y el Apocalipsis’, ‘Miracle Workers’, ‘Hard Sun’ o la alemana ‘8 Tage’ .

De todas ellas, la más interesante junto a ’12 Monos’ ha sido ‘Good Omens’ la irregular adaptación televisiva del libro escrito en 1990 por Terry Pratchett y Neil Gailman, una obra de culto para los amantes de las historias surrealistas de corte fantástico, con esa lucha para evitar el Armageddon que llevan por su cuenta un ángel y un demonio de segundo nivel, que os vamos a analizar a continuación.

Ficha: Good Omens 6 ep 60 min .Mar 2019 – . Cadena: Amazon( UK)/ Amazon (E)

La trama :
‘Good Omens’ desarrolla la historia del ángel Aziraphale y del demonio Crowley dos personajes que llevan defendiendo sus respectivos intereses celestiales e infernales desde la creación de la tierra, pero cuando sus jefes les anuncian de la inminente llegada del Armageddon, deciden unir sus fuerzas para salvar a la Tierra, gracias al cariño que le han tomado tras tantos milenios de cuidarla.

Aziraphale es, en su última encarnación, un sofisticado y apacible dueño de una librería de ejemplares antiguos en el centro de Londres, donde ha encontrado su felicidad terrenal donde mora desde la creación de la Tierra.

Por su parte Crowley es un completo hedonista y amante de la juerga, cuya posesión más preciada es un coche  Bentley, con lo el que se desplaza para tentar y hacer el mal, como todo buen demonio que se precie.

Ambos personajes han coincidido en tantos acontecimientos históricos desde los albores de la tierra ( el tercer episodio es una verdadera maravilla en ese sentido) que han desarrollado una cierta amistad y respeto mutuo, a pesar de luchar por causas tan diferentes como salvar o condenar armas, por lo que no dudan en aunar sus fuerzas para intentar salvar la Tierra del ultimátum que le han dado sus respectivos jefes.

En ese punto empiezan a entrar una serie de personajes secundarios como un niño de once años que es el Anticristo o una ocultista que es descendiente directa de la mayor profeta que ha habido en la Tierra, que llevan sus propias historias paralelas que irán confluyendo en el tramo final de la miniserie de apenas seis capítulos, de la que podéis ver su primer teaser a continuación.

El principal atractivo de ‘Good Omens’ es tener a dos enormes actores como Michael Sheen ( Masters of Sex, The Good Fight, der ) y David Tennant ( Dr Who, Broadchurch, izq) como el ángel y el demonio protagonistas.

Encima les han rodeado con un enorme reparto en forma de cameos que pueden ser presenciales ( Jon Hamm o todo el elenco de ‘Inside No 9’) o haciendo voces como en el caso de Frances McDormand ( Dios), Benedict Cumberbatch ( Satan) o Derek Jacobi ( Metatron), que salen en la preciosa cabecera, muy evocadora de esa pugna ancestral entre el bien y el mal.

La química en pantalla de la pareja protagonista es apabullante, con unos diálogos centelleantes y llenos de pullas que hacen una verdadera delicia el verlos interactuar con tanta energía.

El problema es que el resto de la serie no alcanza ese nivel de las interacciones entre Aziraphael y Crowley y cuando no tenemos a la pareja en pantalla, tiene una historia demasiado enrevesada y forzada que no fluye como debería, por lo que acaba resultando desconcertante, puesto que la cantidad de  cameos y referencias culturales presentadas desde un punto de vista surrealista te puede resultar apabullante.

En especial los problemas se acrecientan con toda la trama de la ocultista, donde la mediocre actriz puertorriqueña Adria Arjona (Emerald City) y sobre todo, su pareja, un insufrible Jack Whitehall, que desde ‘Fresh Meat’ no ha hecho nada que merezca la pena, hunden a la serie al ser la segunda trama en importancia de la historia.

Tampoco ayuda mucha la historia del anticristo de once años que parece un descarte de los guionistas de ‘Stranger Things’, por lo que ni la presencia de Sheen y Tennant puede salvar a la serie en su globalidad.

Al ser adaptada por su propio autor Neil Gaiman (American Gods, Likely Stories, foto), que además ejercía de showrunner, la miniserie sigue el libro con mucha exactitud, lo que en algunas ocasiones le hace perderse en sus propios vericuetos narrativos que no se trasladan muy bien al lenguaje audiovisual.

En muchas ocasiones tenía la sensación de que Gaiman buscaba más sorprender con todos sus amigos famosos colaborando en su proyecto con pequeños cameos, que en encontrar el mejor camino narrativo para trasladar de forma satisfactoria su complejo libro.

Con todo, si buscas algo diferente en plan comedia negra surrealista y apocalíptica, ‘Good Omens’ te puede resultar de lo más estimulante durante estas largas tardes veraniegas, teniendo en cuenta que su historia va claramente de menos a más y que te vas a entretener mucho reconociendo todos los cameos de esta miniserie, de la que se rumorea una posible continuación, por lo que te dejo con el trailer oficial

Para cualquier comentario no dudéis en contactarme aquí o a través de mi cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino

Lorenzo Mejino
Follow me

Lorenzo Mejino

Autor del blog "Series para gourmets" del Diario Vasco, donde descubrimos series de todos los rincones del planeta, por recónditos que sean. Ingeniero de Caminos. Locutor olímpico.
Lorenzo Mejino
Follow me

Escribir respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.