Danko: Calor rojo: Desde Rusia con esteroides

Hagamos un poco de memoria, y recordemos cómo se hacía una peli de acción mucho antes de la actual fiebre superheroica. Reúnes a dos policías que desde un principio no se soportan, aunque sepas que acabarán siendo colegas. Añades violencia por un tubo, un par de desnudos, frases lapidarias soltadas por el Chuache antes de partirle los brazos a alguien, muchas bromas que hagan apología exacerbada de la masculinidad -no está bien visto que un hombretón ruso tenga periquitos-, y ya está. Acabas de fabricarte una buddy movie de los años 80. Uno de los dos protagonistas debe ser gracioso y ocurrente. Al otro lado habrá un gañán con mala uva capaz de matar con la mirada, o más bien ese gesto de inquina y morros apretados que siempre precede a los arranques de furia de Arnie. 

Cuando Viktor Rosta (Ed O’Ross), un siniestro capo de la droga georgiano, extiende sus redes hasta los Estados Unidos de América, dos agentes de narcóticos de Moscú y Chicago (Arnold Schwarzenegger y Jim Belushi) tendrán que trabajar juntos para detenerlo y evitar que se haga con las calles de ‘la ciudad de los vientos’.

Ivan Danko (Arnold Schwarzenegger) y el detective Art (Jim Belushi), condenados a entenderse…


Hace algunos años el propio Walter Hill trató de resucitar la fórmula de las buddy movies con Sylvester Stallone y Sun Kang -un habitual de la saga ‘Fast & Furious’, muy popular en su barrio- con ‘Bullet to the head’ (2013), pero ni el género ni el propio realizador contaban ya con el favor del público. Lo del cine de acción no es una cuestión de décadas, es que Walter Hill (‘Danko: Calor rojo’, ‘Límite: 48 Horas’), John McTiernan (‘La Jungla de Cristal’, ‘Depredador’) y Richard Donner (Arma Letal 1, 2, 3 y 4) eran los dueños del cotarro entonces y hacían que pareciese fácil dirigir este tipo de productos.

No faltaron en esta cinta icónica de testosterona ochentera un Peter Boyle haciendo de jefe de policía cabreado -como tiene que ser-, Laurence Fishburne antes de engullirse a sí mismo, y dos nombres grabados a fuego en el cine de acción más chusco de los 80 y 90: Gina Gershon y Brion James.
Para bien o para mal, hoy ya no queda casi nada de este género. Quedémonos con los clásicos.

Arnie siempre rodeándose de intelectuales…

Antonio López

Antonio López

"Pregúntame por las películas que quieras salvo las que no conozco, de esas no he visto casi ninguna."
Antonio López

Antonio López

"Pregúntame por las películas que quieras salvo las que no conozco, de esas no he visto casi ninguna."

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.