Berlinale 2017: crónica de lo mejor de la Sección Oficial [parte I]

La Sección Oficial de la Berlinale 2017 acogió como cada año una gran variedad de propuestas cinematográficas procedentes de todo el mundo. Como de costumbre, entre ellas había unas cuantas fuera de competición, básicamente a modo promocional, tales como Trainspotting 2 o Final Portrait.

El nivel medio de los films a competición de este año fue bastante bueno, a pesar de contar como siempre con un par de películas bastante flojas, que uno no logra comprender cómo se cuelan en la Sección Oficial.

En el resto de Secciones del Festival hubo también películas muy interesantes, de las cuales hablaré en otro artículo. En este voy a centrarme en las películas que creo que merece la pena destacar de la Sección Oficial:


The Party es una comedia construida entorno a una tragedia. En un encuentro en el que se reúnen célebres amigos y personajes, la situación se vuelve cada vez mas violenta en un muy breve espacio de tiempo. Si bien una semana puede llegar a resultar ser mucho tiempo en la política, en una relación pueden llegar a serlo tan solo unos pocos minutos.

Bajo presión extrema en un entorno conocido -pues la vivienda que suele funcionar como santuario también puede convertirse en tu cárcel- todo lo oculto puede salir a la luz. Esa es la premisa con la cual juega Sally Potter en este intenso film, que te introduce al principio en su atmósfera y no te suelta ya hasta el final, invitándote a ser partícipe en esta alocada reunión al filo del abismo y presenciar como testigo a este curioso grupo de gente enfrentándose cada uno a su manera a la situación planteada, intentando defender sus ideas morales y políticas. Todo ello impregnado de un magnifico humor negro que hila la película de principio a fin.

Magnífico trabajo de dirección de actores por parte de Sally Potter, del por si extraordinario reparto: Cillian Murphy, Patricia Clarkson, Bruno Ganz, Kristin Scott Thomas, Timothy Spall, Cherry Jones, Emily Mortimer. Cabe destacar a su vez el preciso guión, que dota de gran personalidad a todos los personajes, que brinda gran cantidad de conversaciones interesantes y logra mantener el ritmo en todo momento.

A pesar de no haber logrado llevarse ningún premio, fue una de las películas más interesantes de la Sección Oficial.


A pesar de estar fuera de competición en la Sección Oficial, Final Portrait fue una película que dio aire fresco en medio del festival, y que resultó ser una sorpresa inesperada. Stanley Tucci nos invita a compartir el proceso creativo del célebre pintor suizo Alberto Giacometti en su cumbre artística, pero a modo de biopic atípico limitado a un segmento muy concentrado de la vida del pintor.

En 1964, durante un corto viaje a París, el escritor americano James Lord, amante del arte, es invitado por el renombrado pintor Alberto Giacometti, a posar para él para un retrato. Giacometti promete a Lord que el procesó tardará tan solo un par de días. Lord, intrigado, acepta. Así empieza lo que resulta ser no solo una historia de una buena amistad, sino a su vez, visto a ojos de Lord, una única y reveladora mirada al bello, frustrante, profundo, y a veces, caótico proceso artístico.

Se trata de un film que ensalza las luces del proceso artístico, pero que plasma a su vez lo exasperante que puede llegar a ser, cuestionando si el talento de los grandes artistas resulta ser una bendición o una maldición para los mismos.

Cabe destacar la magistral interpretación de Geoffrey Rush encarnando a Giacometti, dotando a su personaje de mucho carisma y personalidad. También la dirección artística merece una mención especial, gran ambientación de la época, así como recreación del taller y obras del pintor suizo.

La cámara al hombro es a su vez consecuente con el estilo de pintura de Giacometti, como sus retratos en constante movimiento. Tierno plano final de la película, imitando la pintura de Giacometti sobre una escultura.


 

Rubén SC

Rubén SC

Graduado en Derecho. Master de Abogacía. Diplomatura de Dirección de Cine.

“El cine es una enfermedad; cuando infecta tu riego sanguíneo, toma el liderazgo como la hormona más potente.”
-Frank Capra
Rubén SC

Escribir respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.