Anomalisa: La frágil anomalía de los sentimientos

Kauffman Johnson manejan, en Anomalisa, dos conceptos que no resultan desconocidos para cuantos hemos sentido algo parecido al amor en un momento puntual de nuestras vidas. Cuando tu cabeza, tu corazón y hasta tus oídos focalizan su atención hacia las ideas, sentimientos y palabras de otro ser idéntico a ti y que se siente tan solo como tú -o al menos así lo crees- corres un alto riesgo de enamorarte de él o de ella.

Brody-Anomalisa-1200x630-1451402777

¿Pero qué proporción de verdad hay en algo tan falso y fugaz como pensar que de repente amas a una desconocida si al hacerse de día descubres que no hay nada especial detrás de esa misma manera de pensar, hablar y sentir que puso tu universo patas arriba hace tan sólo unas horas?

ANOMALISA

Las emociones viven permanentemente adulteradas por una capa de maquillaje nocturno que se disimula mejor en la intimidad de una habitación de hotel pero que no aguanta el embate de los primeros rayos de sol ni la posterior vuelta a la rutina.

anomalisa-morning

El poder curativo de la mañana logra que las ideas y los sentimientos vuelvan a su estado natural y obliga a cada ave a regresar a su nido, y este último punto se cumple en Anomalisa de un modo literal.

5696b4c039874.image

La triste vuelta a la realidad es el precio que debes pagar cuando le otorgas el beneficio de la duda a sensaciones de placebo pasajeras como la cercanía, el aprecio, el placer y en el mejor de los casos el sexo. Al final todas las alteraciones afectivas que consisten en querer escuchar la misma voz una y otra vez o desear un simple abrazo de esa persona son sólo eso, una ilusión impostada, finita y perecedera. Amar al fin y al cabo no es más que una voluble y frágil anomalía que no dura para siempre.

tumblr_o0xugo3Seb1qzpdnho9_1280

Antonio López

Antonio López

"Pregúntame por las películas que quieras salvo las que no conozco, de esas no he visto casi ninguna."
Antonio López

Escribir respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.